La Prueba Mini-Mental

por | julio 20, 2018

Imagen de un paciente al que se le va a aplicar el test mini mental

Como consecuencia del envejecimiento poblacional y de la alta difusión de productos neurotóxicos (tabaco, alcohol, drogas ilícitas), la incidencia de deterioro cognitivo se ha incrementado de manera ostensible en la población, con especial predominio de las personas añosas.

En ocasiones, estas alteraciones pueden resultar de difícil diagnóstico en sus etapas iniciales, cuando sólo se manifiestan a través de pequeñas anomalías en la memoria a corto plazo o en algunas conductas de características bizarras. Una de las herramientas del personal de salud para intentar poner en evidencia este deterioro cognitivo en su fase precoz es la llamada prueba Mini-Mental o Mini Mental State Examination (MMSE).

Imagen del Test de Mini Mental
Los auxiliares de enfermería pueden implementar el MMSE en pacientes ambulatorios o internados. Este método sencillo se compone de pruebas elementales que evalúan la memoria a corto y mediano plazo, la capacidad de nombrar objetos, la orientación global temporal y espacial, las habilidades aritméticas básicas y otras funciones cognitivas.

El valor del puntaje máximo es de 30 unidades, mientras que se considera que una puntuación inferior a los 24 puntos debe encender la alarma ante la presencia de deterioro cognitivo. Se recomienda que el auxiliar de enfermería lleve un registro con el puntaje tanto en formato impreso como digital, ante la necesidad de repetir la evaluación en futuros controles.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *